Suscripción

Suscribirse a las actualizaciones en castellano de estas páginas:

Compartir esta página

Publicidad




El biciclown en la radio a punto de abandonar Adís Abeba, Etiopía (2007-05-23)

Contenido:

Entrevista en Punto Radio a Álvaro Neil, el biciclown, en Adís Abeba, Etiopía. Transcripción y archivo de sonido.


Presentación

Esta entrevista tuvo lugar en el programa A día de hoy, en Punto Radio, el miércoles 23 de mayo de 2007 a las 5:45 de la mañana.

El texto fue transcrito por Alegría Martín (del foro de biciclown.com). Yo hice la revisión final y soy el responsable de los posibles errores...

Notas sobre la transcripción:

  • Los puntos suspensivos entre corchetes indican que hay una o más palabras en ese punto que no son inteligibles en la grabación;
  • el apóstrofo sustituye letras o sílabas omitidas al hablar;
  • las palabras entre corchetes faltan en la grabación y han sido añadidas para corregir el texto.
  • las palabras entre corchetes y tachadas figuran en la grabación pero deben eliminarse para que el texto sea correcto.

Transcripción

Jaume Segalés: Álvaro Neil, Biciclown, buenos días.

Álvaro Neil: Salam [...]

Jaume Segalés: Eh... ¿Nuestro payaso sobre ruedas ya va sobre ruedas y ya está abandonando Addis-Abeba? ¿Ya [lo la] ha abandonado?

Álvaro Neil: Pues... pues sí, pues sí, pues sí, eh...

Jaume Segalés: Ja, ja, ja.

Álvaro Neil: Mentalmente ya [lo la] he abandonado y físicamente es cuestión de minutos. Tengo la bicicleta delante de mí, empaquetada, cargada. No sé si seré capaz de subirme a ella después de casi tres meses sin pedalear. Pero me imagino que sí, que el músculo recordará lo que lleva haciendo ya casi cuatro años de mi vida que es pedalear por el mundo y me imagino que podré... que podré subir la montaña que me separa de Addis y... y del futuro, que es Sudán.

María Durán: Esto significa que por fin has conseguido la visa a Sudán, que ha costado lo suyo, ¿eh?

Álvaro Neil: Sí, ha costado lo suyo. Económicamente solamente 61 dólares, pero en materia de tiempo, pues me he tirado aquí casi dos meses y... las cosas a la vida, ¿no?, al final, después de conseguir la visa y después de pasar en la embajada de Sudán horas y horas, en vez de irme corriendo a la calle a celebrarlo con mis amigos, me senté a tomar un té, je..., con el que me puso el sello de la visa,...

Jaume Segalés: Claro...

Álvaro Neil: ...un té dentro de la embajada. Eh... con paciencia porque cuando te... tienes que pagar la visa te mandan a una ventanilla que está cerrada porque los chicos están en la hora de la oración. Y te imaginas cómo sería en España una empresa si cierra a las diez y media de la mañana para que todo el mundo se vaya a rezar. Y de alguna manera ocurre, ¿no?, porque en España a las once está todo el mundo tomando el pincho, así que... bueno, pues cambian el pincho, je, por el libro.

Jaume Segalés: Ya, ya. De todas maneras dices... claro, 60 euros no es mucho. Para un sello es mucha pasta, lo que pasa es que luego va un entramado diplomático detrás, ¿no? O burocrático...

Álvaro Neil: Bueno, si ves la cantidad de visas que tienen que sellar cada día, te imaginas que es un buen negocio. Yo, de hecho, estoy pensando en... he visto tie... en los... eh... en los más de 29 países que llevo recorridos en África he visto algunos trozos de tierra que... que no son de nadie, que no hay nadie que habite ahí. He pensado fundar un país y poner una frontera y el que entre paga y, bueno, es un pequeño negocio. Contratas a alguien que te vaya administrando la oficina y entre visa y visa te sacas una pasta, ¿eh?

Jaume Segalés: Oye, políticos corruptos y construptores te encontrarías unos cuantos para ir allí a elevarte un país entero en dos días, ¿eh?

Álvaro Neil: Sí, no, no, no, pero sería, sería, sin... sin chalé adosado, ¿eh?, simplemente una frontera que es un... nada, una... un trozo metálico de barrera y a correr, y ya está, y el sello. Y el sello mismo, pondría el mío, el logotipo del Biciclown, que es muy chulo, es la bicicleta con cara de payaso, y a correr. Pero yo me considero afortunado porque a fin de cuentas yo pago y tengo la visa, ¿sabes?, pero, je, hay tantos africanos que conozco, ¡que conozco!, ¿verdad?, que quieren ir a Europa, a América... y el dinero no les basta, eh... Simplemente, les dicen que no.

María Durán: Inicias el recorrido con un traje de... de payaso nuevo, con unos pantalones por lo menos, que te ha hecho una amiga especial que dejas allí en Addis Abeba.

Jaume Segalés: Ay, ay, ay... Esas amigas...

Álvaro Neil: No, no, no, por Dios, por Dios, no me confundas a estas horas de la mañana.

María Durán: Yo no iba por ahí, ¿eh?, je je...

Álvaro Neil: No, tú no ibas por ahí, pero el otro sí.

María Durán: Sí... ¡Ja, ja, ja!

Álvaro Neil: No, no...

Jaume Segalés: El otro es lo peor....

Álvaro Neil: Son...

Jaume Segalés: ...ja, ja, ja....

Álvaro Neil: Lo peor no es lo que se dice, sino lo que se piensa y se calla. No, no, son buenas amigas y... sí, unos pantalones nuevos, pues el traje, pues... me apetece cambiarlo y adaptarlo un poco a los países y fue el último traje que utilicé aquí, en el pasado espectáculo y, bueno, pues a seguir haciendo el payaso por la Tierra. Lo importante no es el traje, sino son las ganas y éstas, eh... no... no las cambio.

Jaume Segalés: Te han dado pocos días para cruzar un país entero, ¿no? ¿Se puede, luego ampliar la visa? ¿O tienes que espabilar ahí, al ritmo de esprín, prácticamente, en la bicicleta?

Álvaro Neil: Sí, la visa que me han dado es de tránsito, son 14 días y... no, en 14 días no recorres Sudán en bicicleta ni aunque vayas hasta arriba de chat, que es la droga que tomán aquí, pero dice el hombre este, el Mamad, que me dio la visa, que se puede hacer la extensión en Jartum. Lo que pasa es que ya le conozco. Cuando llegue a Jartum preguntaré y me dirán que no y Mr. Mamad ya estará a miles de kilómetros de distancia y a él le dará iguel haber contestado que sí, cuando es que no. Así que, bueno, de momento yo voy en la vida solucionando los problemas cuando aparecen, sin anteponerme a ellos. El problema de la visa está solucionado y cuando llegue a Jartum, pues... pues me encontraré otro Mr. Mamad y... bueno, a torear.

Jaume Segalés: Oye, ¿Qué diferencia hay entre el Nilo Azu... el nilo Azul y el Nilo Blanco?

Álvaro Neil: El Nilo Azul sale de... Mucha controversia hubo en el siglo XIX cuando trataron de descubrir las fuentes del Nilo y Speke creyó haberlas descubierto, lo que pasa es que las fuentes del Nilo nunca... ni siqui... nunca las han descubierto del todo, porque tiene muchísimos... muchísimas fuentes; muchísimos orígenes, aunque sean pequeñitos, que van dando lugar a dos Nilos: el Blanco, que nace en Jinja, en Uganda, y el Azul, que nace en las montañas de Etiopía. El Nilo Azul se llama así porque es limpio; y el Nilo... el Nilo Blanco es más sucio. Los dos se juntan en Jartum y aportan el limo y las sustancias necesarias para que... el... Egipto sea un vergel. De hecho, en el siglo XIX tenían mucho miedo en Egipto porque si en Etiopía cortaban de alguna manera o desviaban el cauce del río, Egipto desaparecía.

Jaume Segalés: Ya, claro... con la cantidad de agua que les llega a través de ese río, ¿no? Y además cocodrilos, que tiene, ¿no?, si pasas hambre te los puedes comer, ¿no?

María Durán: Uy, eso a ti.

Álvaro Neil: Sí, sí, sí, la carne de cocodrilo está... está muy buena, lo constato. Y ahora lo que tengo que hacer es recorrer el Nilo desde las montañas etíopes hasta el Mediterráneo, que es donde llegaré, Dios mediante y Alá por medio, en tres meses.

Jaume Segalés: O sea, eso es precioso, ¿no? Hacer un río entero, ¿no?, ir recorriendo los países... y ahora estás en una zona ya de más abundancia, distinta también culturalmente, imagino yo, ¿no? Porque donde hay más abundancia también cambia un poco todo.

Álvaro Neil: Llega un momento crítico en mi viaje porque, tras casi tres años en África comienzo a abandonarlo. En cuanto deje Etiopía aparecerá el desierto de Sudán y tras él está Egipto. Egipto ya no es tanto África, es mucho más Europa, igual que Marruecos es más Europa, igual que Sudáfrica es más Europa. Los extremos de África no son tanto África. Yo estoy casi en el corazón, en las montañas y de aquí hacia Egipto significa tres meses, significa miles de kilómetros, pero significa dejar un continente que ha sido mi casa durante muchos años.

Jaume Segalés: Bueno, de todas maneras también te lo puedes coger con optimismo; volverás, estarás unos días por aquí, nos veremos y luego volverás a otro seguro proyecto por Asia, ¿no?

Álvaro Neil: ¡No, no, no! Yo no vuelvo a España hasta el año 2014, creo. El proyecto es la vuelta al mundo y... de Africa... paro un poco a escribir el libro, pero paro en El Cairo...

Jaume Segalés: Ah, bien, o sea, no vienes a España.

Álvaro Neil: ...y de ahí a... No, no, no, no, no, no. No necesito. O sea, tengo amigos que de vez en cuando vienen a verme. A El Cairo vendrá bastante gente a visitarme, eh... Y yo... no, no. A mí me pagan un billete a España ahora gratis y me hacen una faena. No, no, no vuelvo ni loco. No por nada, no tengo nada en contra de España, me encanta, pero es que yo vivo ahora en el paraíso, que es mi sueño, que es recorrer el mundo y hasta que no termine yo no vuelvo a España; una de dos: o, je, o... en horizontal, como digo yo, je, en un ataúd, o en bicicleta.

Jaume Segalés: Mejor que no, déjate. Pues ya saben, para vivir el sueño, para compartirlo, para... para meterse un poco la vida de él y colaborar. Quién sabe, si usted, pues, por ejemplo, le gusta leer, pues puede cogerse un libro o puede incluso mandar colaboración: biciclown.com, esa es la página web del amigo que nos habla cada semana: biciclown.com. Pues, nada, que estoy encantadísimo de que te pongas en marcha de nuevo, que no te cojan muchas agujetas y la semana que viene volvemos a hablar.

Álvaro Neil: Muchas gracias, y... la gente también colabora enviándome e-mails y ánimo en el foro de la página y hay gente que... que, 'amos... te puedo decir que... que este programa se escucha, ¿eh? Porque a mí la gente me escribe. Esto... Porque yo sé que a los locutores siempre os queda la duda de si os escucha alguien, aparte de vuestra familia.

Jaume Segalés: Estamos haciendo un EGM y somos 36, o sea que bien, bien.

Álvaro Neil: Sí, no, no, no, no, y... vamos, yo tengo amigos que ahora lo están escuchando y seguro 38, o sea que es increíble. A mí me escribe gente de Barcelona, de Valencia... Así que, bueno, un saludo a todo el mundo y hasta la semana que viene, desde un lugar más cerca de la frontera de Sudán.

Jaume Segalés: Que vaya muy bien, Álvaro. Un fuerte abrazo.

Álvaro Neil: ¡Chao!

Jaume Segalés: Álvaro Neil, biciclown.com, "bicipayaso punto com". Una escena enternecedora, la que pueden ver también en sus fotografías, en su bitácora, en su cuaderno de viaje que publica también en esta página web.

Archivo de sonido

Si quieres escuchar la entrevista, puedes descargar la grabación original de casi 9 minutos (MP3, 3557 KiB) que hice.

Para saber más